jueves, 16 de agosto de 2012

La Fundación presenta el número 11 de 'Akros', revista especializada en el patrimonio

La Fundación presenta el número 11 de 'Akros', revista especializada en el patrimonio

Vallés ha explicado que nace con un espíritu de evolución hacia una nueva línea de trabajo acorde con los objetivos científicos de la entidad

Vallés y Gallego han presentado el nuevo número de la revista
La Fundación Melilla Monumental ha presentado esta mañana el número 11 de la Revista 'Akros', un documento que aglutina un total de 13 artículos sobre el patrimonio de la ciudad escritos por importantes y prestigiosos expertos en museología, historia, arte y arqueología.

Tal y como ha explicado el presidente de la Fundación, José Vallés, este nuevo número de la revista nace con un espíritu de evolución hacia una nueva línea de trabajo acorde con los objetivos científicos de la entidad, y con la idea de divulgar aspectos del patrimonio que, por su importancia y valor, merecen ser estudiados y dados a conocer.

Para la elaboración de este nuevo número de 'Akros' se ha contado con la colaboración de la Facultad de Filosofía y Letras de la Universidad de Granada (UGR), concretamente con el departamento de Historia del Arte y su profesor titular, Salvador Gallego, que ha sido el encargado de coordinar la edición de la revista.

Este número 11 de Akros divide sus artículos por temáticas, así en los referidos a museología se encuentra el artículo de Josep Fornés García, antropólogo director del Museo Etnológico de Barcelona, que escribe sobre ‘El Museo Etnológico de Barcelona y la colección de objetos etnográficos de la Asociación Lablad de Oulad M´Taá’; el de Alejandro Guillén, ex director de los museos de Melilla sobre ‘Aproximación al proyecto museográfico de los museos de Melilla: Almacenes en las Peñuelas’; el de Manuel Peregrina, historiador del Arte sobre ‘Pabellón de Al-Andalus y la Ciencia: destino final de las rutas del Legado Andalusi’; y el de Guillermi Tenorio y Enrique Pérez, astrofísicos mejicano y español, sobre ‘La Gran Aventura: el Universo para que lo descubras’.

En el apartado de historia se encuentran los artículos de María Rosa Marquéz y Salvador Gallego sobre ‘Apuntes biográficos de Cándido Lobera en las vísperas del Centenario de la Asociación de la Prensa de Melilla (2013)’; el de María del Carmen Martín, perito calígrafo y grafóloga, sobre ‘Aproximación a la personalidad del arquitecto Enrique Nieto a través de su grafía’; y el de Fiorenzo Meneghelli, arquitecto e investigador del Politécnico de Milán, sobre ‘El Dragón y la montaña. Concurso internacional de ideas para la recuperación de la fortaleza de Fenestrelle’.

Por lo que respecta al arte, la revista incluye los artículos de Antonio Calvo, catedrático de Historia del Arte de la UGR, sobre ‘Pequeños bodegones, singulares apuntes de naturaleza muerta en pinturas de Alonso Cano’; el de Salvador Gallego sobre ‘Proyecto de Casa para Aquiba y Yamin Benarroch (1919): patrimonio arquitectónico y capital hebreo’; y el de Luis Gueilburt, escultor y director académico del Taller Gaudí de Barcelona, que escribe sobre ‘Enrique Nieto, influencias y trabajos en Barcelona: Primero época’.

Por último, en el aparatado de arqueología, Akros cuenta con la colaboración de Francisco Carrión, profesor titular de Prehistoria de la UGR, que escribe sobre ‘Megalitismo y cambio climático en el Sahara Occidental’; de Julia García, becaria y máster en Historia del Arte, que escribe sobre ‘Intervención en los Baños Árabes de Dólar: una apuesta por la rehabilitación arqueológica desde la contemporaneidad’; y de María del Mar Hidalgo, periodista y máster en Gestión Cultural, que escribe sobre ‘ERA, el sueño de viajar a la Prehistoria hecho realidad’.

Por último, Vallés ha explicado que la portada y la contraportada de este nuevo número de 'Akros' han sido diseñadas por Carlos Santiago Gil, publicista melillense de prestigio.
Carmen Gaona Sáez

Adiós, profesor Bassegoda


Adiós Profesor Bassegoda,

Me despido del que ha sido el mentor de Antoni Gaudí durante más de tres décadas. Recordando todos los momentos que vivimos juntos desde que me encargó realizar la lengua de su dragón de la Finca Güell  en la sede de la Cátedra Gaudí, no puedo olvidar  los maravillosos cursos de Doctorado que impartió durante muchos años en el Archivo de la Corona de Aragón y en la Catedral de Barcelona, de los que fui testigo.

Han sido treinta años en los que compartimos largas conversaciones a horas intempestivas de la mañana, incluso de festivos, dialogando sobre los detalles de las obras de Gaudí o sobre su vida. Incluso llegamos a compartir algún descubrimiento, ya sea en una fotografía, en un documento o en alguna obra inédita, y alguna vez  hasta competimos por su publicación, pero siempre con lealtad.

Ya no se repetirán sus conferencias o sus textos, en los que comunicaba sus conocimientos profundos sobre la historia  de la  arquitectura y la del arte en general: la del arte con mayúsculas

Hemos perdido una parte importante de la  historia de Barcelona, aunque la historia siempre sea parcial.

Luis Gueilburt